BURDEL

Dame tabaco,

dame papel,

quiero prenderle fuego a este gran burdel.

Dame un puñal,

para un corte letal,

quédate a mi lado como el perro más fiel.

Te he visto hundir tus mundos

sin un gesto ni un lamento,

decir poco me importa, es todo lo que siento.

Tú…, sentado en la misma mesa, entre Dios y Satanás.

Tú…, por mucho que te pida, no vas a darme más.

No quiero

dar otra vuelta,

esta vez no dejaré ninguna pieza suelta.

No arranco,

ni me adelantaré.

Cuando llegue el momento, sé que lo sabré.

Te he visto decidir

entre el bien y el mal

y hacer que pareciera, siempre, algo natural.

Tú…, vamos a prenderle fuego a este gran burdel.

Tú…, aún siento, tu aliento, bajo mi piel.

Anuncios

¡HASTA LA VISTA, DON GABRIEL!

Imagen

Soy un lector inquieto y con mal carácter. Cuanto más se me aconseja una lectura, más tiempo dejo pasar hasta recordar la sugerencia. Eso no significa que luego haga caso y lea algo. Con Don Gabriel me pasó lo mismo. Además me dormí viendo las versiones cinematográficas de sus obras más conocidas. Éstas no las conozco y no sé si las leeré nunca. Sin embargo me topé con un par de obras suyas. Solo leí esas dos novelas cortas cuya forma de ser narradas aún siguen siendo para mí clases magistrales del uso del idioma. Con esta literatura de Don Gabriel descubrí que sí se puede encontrar formas de contar historias creando literatura, y no solo elaborando textos que no van más allá de ser simples crónicas. La prosa de Don Gabriel hace que en ella encontremos más poesía de la que podamos encontrar en textos que nos hacen creer que son poemas. Con poesía ha sabido componer prosa. Ha demostrado que se pueden narrar historias con la poesía que se merece la prosa. Parece, en muchas ocasiones, que algunos poetas nos quieren hacer creer que hay historias que solo pueden ser contenidas en un poema. Don Gabriel demuestra, sin embargo, que no puede haber prosa que no contenga la suficiente poesía para que una historia cobre un valor suficiente para ser literatura. No sé si fue destino o casualidad, pero toparse con la literatura de Don Gabriel hace que se corra el peligro de tener una incontrolable necesidad de escribir. Por todo esto, Don Gabriel, ¡muchas gracias!

 

NO ME QUIERO ACORDAR DE TI.

Imagen

No me quiero acordar de ti

sentada en aquel autobús

escuchando satisfecha un buen blues.

No me quiero acordar de ti

contenta y entusiasmada

ignorando que todo acabaría en nada.

Te he visto bailar desnuda

bajo la luz de una luna redonda,

acorralada,

por hadas cachondas.

Quiero quitarme de la cabeza

la idea de haberte perdido

y haberlo dejado todo en el olvido.

Quiero quitarme de la cabeza

tener que sentirme tan cansado

y verme tan solo y asustado.

Te he oído cantar melodías

al ritmo de las hojas al viento

he visto brillar tus ojos

en todo momento.

No me quiero acordar de ti.

 

(Dedicado a mi amiga Margarita)

ESCRIBIR (III)

Imagen

Recordando el Día Mundial de la Poesía, me dispongo a seguir escribiendo.

Veo que cada vez más aumenta la ausencia de poesía en la propia prosa que tanto terreno le tiene ganado. He leído muchos libros recientes que, sin quitarle el mérito de tener una buena historia (¡al menos esto!) carecen totalmente de poesía, por no hablar de la pobre prosa que hace su lectura espesa y fría, convirtiéndola en un puro trámite para seguir su trama. Una buena historia no siempre compensa una prosa insípida. Un buena prosa ha elevado a los altares historias gruesas e interminables tramas, otorgando el mérito de algún que otro nobel a sus autores (seguro que ya han pensado en algunos nombres…). Entiendo la poesía como uno (no el único, desde luego…) de los recursos narrativos más versátiles, flexibles y ricos en multitud de posibles usos, para una más completa y agradecida creación literaria.
En la buena prosa, la de obras que han pasado a la historia, está presente la buena poesía, en las cantidades justas, pero arrancando sensaciones, impresiones y emociones que llegan a los lectores como si estuviéramos allí mismo, entre sus personajes y mientras transcurre la acción.
Por muy buena que sea la historia, hay obras en las que no tenemos otra opción que ser simple observadores; no olemos los cambios de estación, no sentimos el calor ni el frío de los momentos relatados, no nos emociona el dolor o la alegría de un suceso inesperado… Pero, eso sí: nos queda como mínimo la voluntad de saber como acaba todo, si la historia, al menos, es buena y se aguanta.
Leí una entrevista al autor de uno de los best sellers españoles más sonados de los últimos años. En ella confiesa: ” …yo nunca fui escritor..”. Su obra – una historia construida con trozos de realidades históricas, pero configurando una trama que hace posible desear saber su desenlace – carece totalmente de esa dosis justa de poesía que convierte cualquier escrito en literatura. Y eso es un mal que se expande y es altamente contagioso. Los escritores acaban siendo únicamente cronistas de los frutos de su imaginación, como si de realidades de dimensiones paralelas se tratasen. La literatura no es periodismo, si no se llamaría igual con la misma palabra.

Último día – Guerra II-

Piedras, y más piedras

asediando un único hoyo;

movimientos anónimos

que se juegan

a suerte

el cálido agujero

rodeado de raíces y gusanos.

Imagen

Sé donde encontrarte

caliente e incestuosa

con una losa por sombrero

detrás de una antigua plegaria 

que todos conocen

y te descubren,

libre de culpa,

servidora,

haciendo lo que manda

ignorante obligación

allá donde hay

piedras, y más piedras.

Lejos (humos de niebla) – Guerra I –

Los cuerpos flotan

acostados en una fría madrugada

en brazos de una cálida niebla

que los transporta

lejos,

cuanto más lejos, mejor.

Imagen

“Qué cocinará madre por navidad?”

No hago caso;

siempre nos tiene preparada una sorpresa,

platos típicos, pan, y vino.

Tienen los ojos húmedos.

Abiertos, y no ven nada.

En la trinchera huele mal;

a mi lado alguien vomita.

No lo consigo ver muy bien,

pero se van,

lejos,

cuanto más lejos, mejor.

Y parece que sonríen.

FELIZ DIA DE LA POESIA

poetas-corsarios

¡No tenía ni idea! Voy a brindar con todo el mundo por el día de hoy publicando a continuación la traducción de dos poemas que me valieron un primer premio en un país extranjero. Salud,…y ¡Feliz día tengas, poeta, que hoy nadie te veta, y se leerá tu obra, en lo más hondo de tí, alegrías, rencores, virtud y coraje, donde descubres, poeta, tu misterioso bagaje….

BIBLIOSAPUTO

     dia_mundial_poesia
    Cada año, el 21 de marzo, la UNESCO celebra el Día Mundial de la Poesía. La decisión de proclamar el 21 de marzo como Día Mundial de la Poesía fue adoptada durante la 30ª reunión de la UNESCO celebrada en París en 1999.
      Este Día tiene por objeto apoyar la poesía, la vuelta a la tradición oral de los recitales de poesía, promover la enseñanza de la poesía, el restablecimiento del diálogo entre la poesía con las demás manifestaciones artísticas, como el teatro, la danza, la música, la pintura y así sucesivamente, el apoyo a los pequeños editores y crear una imagen atractiva de la poesía en los medios de comunicación para que el arte de la poesía ya no se considera una forma anticuada de arte, sino uno.
Desde la Biblioteca Municipal Pedro Saputo de Almudévar te dejamos una…

Ver la entrada original 62 palabras más